Seguros caninos


 

Aplicando lo establecido en nuestro ordenamiento jurídico, sólo es obligatorio asegurar a nuestro animal cuando se trate de perros clasificados como potencialmente peligrosos, excepto en Madrid (art. 6.2 Ordenanza reguladora de la tenencia y protección de los animales), que lo exige para cualquier perro.

De este modo, a nivel estatal establece el artículo 3 del Real Decreto 287/2002, de 22 de marzo, por el que se desarrolla la Ley 50/1999, de 23 de diciembre, sobre el régimen jurídico de la tenencia de animales potencialmente peligrosos, la obligatoriedad del mismo.

Señalar que, son las comunidades autónomas las que determinan que razas son consideradas peligrosas en su territorio y tienen, por tanto, la obligación de contratar un seguro de responsabilidad civil. Así pues, te aconsejamos echarle un vistazo a la Ordenanza de tu municipio.

Ahora bien, el no ser obligatorio no conlleva que no sea recomendable tener un Seguro de Responsabilidad Civil  para nuestros animales de compañía, que nos cubrirá ante cualquier daño material ocasionado por los mismos. También hay otros seguros en los que se pueden incluir gastos por asistencia veterinaria, sacrifico o indemnización por fallecimiento. Como podéis ver, se puede elegir una póliza de acuerdo a nuestras necesidades o costos más convenientes. Con lo cual, es recomendable contratar un seguro para nuestros animales, ya que de ese modo velaremos tanto por sus intereses como por los nuestros. 

Por último mencionar que, la documentación necesaria para poder contratar un seguro de un animal de compañía, es la de tener la cartilla de vacunación actualizada o pasaporte europeo. Además, se podrá aumentar la valía del animal asegurado, si éste es de una raza de mayor valorización, si se justifica documentalmente con: pedigrí, o con otras pruebas que nos ayuden a catalogar al animal.

Vídeo

Comparte en