¿Puedo dejar a mi animal de compañía dentro del coche cuando hago algún recado?


 

Dejar a tu animal de compañía dentro del coche en cualquier época del año puede suponer un grave riesgo para su salud e incluso para su vida, ya que sus mecanismos para batallar contra las altas temperaturas son menos eficaces que los nuestros.

Los perros eliminan el exceso de calor de su cuerpo jadeando (con su respiración) y sudando (a través de las almohadillas de sus patas y por la zona de la barriga donde tienen menos cantidad de pelaje), así que dejarlos en el interior de un coche, sobre todo en verano, puede ser para ellos un verdadero “infierno” de calor, que podría incluso causarles la muerte.

Aunque desde un punto de vista jurídico esta es una conducta no especialmente contemplada, sin embargo, se puede asimilar como una falta administrativa a cualquier de las conductas de maltrato de las que conocemos y que se pueden denunciar.

De hecho en las Leyes sobre la Protección Animal de cada una de las Comunidades Autónomas de España, encontramos conductas reflejadas equiparables al hecho que aquí nos concierne.

Por ejemplo, en el artículo 5 de la Llei de Protecció dels Animals de Catalunya se recoge la prohibición de: “d) la prohibición de mantener a los animales en instalaciones indebidas desde el punto de vista higiénico-sanitario, de bienestar y de seguridad del animal”.

También ello se dispone en el artículo 23.3 de la Ley 1/1992, de 8 de abril, de Protección de los Animales que viven en el entorno humano de les Illes Balears que concreta: “Cuando los animales de compañía deban permanecer en vehículos estacionados se adoptarán las medidas pertinentes para que la aireación y la temperatura sean adecuadas”.

Vídeo

Comparte en